martes, 24 de junio de 2014

miniDídac




Aquí tenemos al ruzafero.

Todo indicaba que iba a llegar antes de tiempo, así que le preparé un miniyo de lanita virgen para cuando llegara, lo visteis aquí.

Al final se hizo de rogar y cuando llegó ya hacía tanto calor que su miniyo de lanita se tuvo que quedar en un cajón. Menos mal que tenía preparado un plan B, este pelele con cenefa de perlé que, aunque todavía le queda un pelín grande, va a aprovechar todo el verano.

  


Bienvenido Dídac, ya eres niño miniyo!

2 comentarios:

  1. uuuualaaaaaaaa!!!!! que niño mas guapo!!!!!!!!! vaya estilazo... Muchas gracias por el tiempo dedicado y por ese diseño hecho con tanto cariño, un besito tía Bea.

    ResponderEliminar

Gracias por comentar!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...